Se Establece El Reino

«El Reino Milenial» Tema 3

En el tiempo final de la historia humana, el enemigo de Dios traerá a todo su ejército reunido, de todas las naciones subyugadas, por su imagen, para pelear contra el cordero, Apo 19:11  Entonces vi el cielo abierto; y he aquí un caballo blanco, y el que lo montaba se llamaba Fiel y Verdadero, y con justicia juzga y pelea. Apo 19:12  Sus ojos eran como llama de fuego, y había en su cabeza muchas diademas; y tenía un nombre escrito que ninguno conocía sino él mismo. Apo 19:13  Estaba vestido de una ropa teñida en sangre; y su nombre es: EL VERBO DE DIOS. Apo 19:14  Y los ejércitos celestiales, vestidos de lino finísimo, blanco y limpio, le seguían en caballos blancos… Apo 19:19  Y vi a la bestia, a los reyes de la tierra y a sus ejércitos, reunidos para guerrear contra el que montaba el caballo, y contra su ejército.

Ya al final de las grandes persecuciones, “la Bestia” después de haber dominado, casi a toda la humanidad, digo “casi” porque habrá muchos que preferirán la muerte a aceptar las propuestas de “la bestia” se dará lugar para la más grande de las batallas sobre la tierra,  El lugar de esta batalla final es el lugar en el valle de “Meguido”, al noroeste de Jerusalén. Y este es el último esfuerzo satánico atravez de la bestia de poder derrocar al que viene montado sobre su caballo blanco. Pero todos ellos serán destruidos por «el Espíritu de su boca» -¡El solo hablara y la sangre fluirá de sus enemigos como ríos acrecentados, hasta llegar en cantidad a los frenos de los caballos! Apo 19:15  De su boca sale una espada aguda, para herir con ella a las naciones, y él las regirá con vara de hierro; y él pisa el lagar del vino del furor y de la ira del Dios Todopoderoso. Apoc. 14:20 Y fue pisado el lagar fuera de la ciudad, y del lagar salió sangre hasta los frenos de los caballos, por mil seiscientos estadios. 

La venida de Cristo, primeramente estará marcada por una Hecatombe de niveles mundiales, cuando Cristo venga a establecer su Reino milenial,  la tierra estará hecha un perfecto desastre, físicamente hablando y esto claramente se denota, en la biblia hay una clara diferencia entre lo que es, las grandes Persecuciones o gran tribulación, con el tiempo de esta hecatombe mundial y que por cierto se menciona una y otra vez en las escrituras y digo esto porque en la mayoría de casos nos confundimos casi siempre con el tiempo de la hecatombe mundial y a ella le llamamos “teológicamente” gran tribulación solamente, cuando la biblia hace una diferencia estrictamente clara,  «Mt. 24; 29 E inmediatamente después de la tribulación de aquellos días, el sol se oscurecerá, y la luna no dará30su resplandor, y las estrellas caerán del cielo, y las potencias de los cielos serán conmovidas. Entonces aparecerá la señal del Hijo del Hombre en el cielo; y entonces lamentarán todas las tribus de la tierra, y verán al Hijo del Hombre viniendo sobre las nubes del cielo, con poder y gran gloria. 31Y enviará sus ángeles con gran voz de trompeta, y juntarán a sus escogidos, de los cuatro vientos, desde un extremo del cielo hasta el otro.» (RV-1960) después de la tribulación, vendrá la hecatombe mundial que son las copas de la ira de Dios, De acuerdo con Daniel,  Dan 12:11  Y desde el tiempo que sea quitado el continuo sacrificio hasta (el fin) la abominación desoladora, habrá mil doscientos noventa días. Dan 12:12  Bienaventurado el que espere, y llegue a mil trescientos treinta y cinco días. Dan 12:13  Y tú irás hasta el fin, y reposarás, y te levantarás para recibir tu heredad al fin de los días.  Según parece, El intervalo entre el fin del Período de Tribulación y la venida de Cristo o establecimiento del Reino, aparenta ser de 45 días.  Y luego aparecerá en las nubes el Hijo de Dios, con poder y gran gloria. Realmente cuando esto acontezca la tierra estará sumida en las peores de las situaciones, pero esto servirá para reconstruir una tierra totalmente diferente, después de derrotar a la bestia y salvar al pueblo literal de Israel; posteriormente se establecerá en su Reino prometido. De esto nos habla el profeta cuando dice que en este tiempo la «casa de David» y los habitantes de Jerusalén «mirarán al que traspasaron» y llorarán. (Zacarías 12:10)

Cuando las fuerzas militares del anticristo estén a punto de destruir a Jerusalén, Cristo aparecerá en las nubes y les salvara y destruirá a la bestia y el pueblo judío se dará cuenta y reconocerá que Jesús de Nazaret era el gran Mesías prometido y que ellos fueron los que lo crucificaron, cuando el vino en su primera vez y simplemente la Biblia dice que Lloraran con amargura de corazón por haber rechazado a su Mesías prometido.

Este es el momento de transición más importante en la historia de la humanidad, es el final del período de la gran Tribulación y también es el final de los gobiernos humanistas y el inicio del más grande de los Reinos sobre esta tierra. Este es un momento súbitamente importante por muchos aspectos relevantes, que se darán en el inicio del Reinado mesiánico, uno de estos puntos fundamentales es la resurrección de los muertos de la cual se nos menciona en Apo. 20:6 Bienaventurado y santo el que tiene parte en la primera resurrección; la segunda muerte no tiene potestad sobre éstos, sino que serán sacerdotes de Dios y de Cristo,

y reinarán con él mil años. Esta resurrección es una bienaventuranza, en donde despiertan muchos, no solamente mártires del periodo de la gran tribulación, sino también muchos hombres santos de todas las épocas y edades, a esta resurrección se le llama la primera resurrección 1Co 15:23 Pero cada uno en su debido orden: … Luego los que son de Cristo, en su venida.

y cuando el “Hijo Varón” del capítulo doce de apocalipsis, es levantado, también ha habido, otra resurrección según el orden bíblico que se nos presenta en, Co 15:22 Porque así como en Adán todos mueren, también en Cristo todos serán vivificados. 1Co 15:23 Pero cada uno en su debido orden: Cristo, Las primicias; Luego los que son de Cristo, en su venida. 

Este es el orden de la resurrección:

  1. Cristo,
  2. Las primicias;
  3. Luego los que son de Cristo, en su venida.

Pues de la resurrección de la que se está hablando aquí es del punto número tres, pues es la resurrección del tiempo de la venida de Cristo, pues el orden de la resurrección, (con un cuerpo Glorificado) es el siguiente: el primero que resucitó con un cuerpo glorificado, fue Cristo mismo, (sin lugar a dudas), luego viene la resurrección de las primicias, (en el tiempo del rapto del hijo Varón. Apoc. 12:5 Y ella dio a luz un hijo varón, que regirá con vara de hierro a todas las naciones; y su hijo fue arrebatado para Dios y para su trono. ); Y Luego los que son de Cristo, en su venida.  Posteriormente la “primera resurrección general” de los mártires de la gran tribulación y los santos de todas la edades.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.