Ir a la barra de herramientas

Origen de Angeles caidos

    Tema 1

Efe 6:12  Porque no tenemos lucha contra sangre y carne, sino contra principados, contra potestades, contra los gobernadores de las tinieblas de este siglo, contra huestes espirituales de maldad en las regiones celestes.

Este versículo expresa de una manera bastante clara, la idea de la batalla que la iglesia, debe de presentar contra toda una estructura del mundo de las tinieblas; pues el mundo  está sometido estrictamente a esta forma de gobierno maligno y la iglesia es la única entidad que se levanta contra todo este poderoso imperio de la oscuridad.

En términos prácticos lo que se nos está diciendo es, que nuestra verdadera guerra no la libramos contra las personas que inclusive nos causan algún grado de daño, pues los seres humanos simplemente son vasos, sirvientes y esclavos de estos seres espirituales que literalmente gobiernan al mundo entero, 1Jn 5:19  Sabemos que somos de Dios, y el mundo entero está bajo el maligno. Entonces estos principados, potestades, gobernadores de las tinieblas y las huestes espirituales de maldad que aquí se mencionan son las estructuras jerárquicas contra las cuales la iglesia debe preparase para la batalla, pues ellas son el verdadero enemigo al cual debemos como iglesia enfrentar, (NVI)  Porque nuestra lucha no es contra seres humanos,  sino contra poderes,  contra autoridades,  contra potestades que dominan este mundo de tinieblas,  contra fuerzas espirituales malignas en las regiones celestiales. Efe 6:12 

Es un hecho que en las esferas espirituales se libran incontables batallas,  que nosotros ni tan siquiera tenemos ideas, pues los ángeles de Dios están en una continua guerra contra los enemigos del reino de Dios, que son algunos ángeles caídos que tienen ciertos dominios en determinadas zonas de este reino de oscuridad y también contra las cantidades inimaginables de demonios que deambulan sobre la tierra, los cuales son incitadores, al engaño, al pecado, al libertinaje e inclusive incitan doctrinas religiosas, 1Ti 4:1 Pero el Espíritu dice claramente que en los postreros tiempos algunos apostatarán de la fe, escuchando a espíritus engañadores y a doctrinas de demonios, posesionan personas, Mar 5:9  Y le preguntó: ¿Cómo te llamas? Y respondió diciendo: Legión me llamo; porque somos muchos.

La existencia de Ángeles caídos y demonios es algo real, en las Escrituras y por lo tanto, como IGLESIA no podemos ignorar estas cosas y es más,  debemos prepararnos PARA ENFRENTARNOS contra estas poderosas fuerzas y potestades que han destruido generaciones completas, atraves de la historia humana.

La Biblia claramente registra la existencia de Ángeles caídos y demonios, mas sin embargo sabemos de la existencia de los Ángeles caídos y también consideramos que no fueron creados así, si no que un día, fueron ángeles de Dios que fueron incitados a la rebelión por un ser angelical de maravillosa belleza y sabiduría llamado el “Querubín Protector”.

En la Eternidad, donde el tiempo no existe, se gestó la más grande de las rebeliones, jamás inimaginable; los Ángeles fueron incitados a revelarse contra el Altísimo, contra su propio Creador  y después de una guerra INIMAGINABLE EN POTENCIA, en la Eternidad,  estos ángeles renegados, fueron vencidos por los Ángeles del Altísimo, que guardaron su posición y que al vencerlos,  los Ángeles renegados o rebeldes, fueron establecidos como “Ángeles Caídos”, este título lo que designa es una naturaleza totalmente deformada y lo más grave que es una NATURALEZA ETERNA, que ya no puede ser recuperada a su estado original, pues corrompieron su propia naturaleza y propósito de creación, por esta causa es que los Ángeles que pecaron, no pueden ser perdonados, 2Pe 2:4  Porque si Dios no perdonó a los ángeles que pecaron, sino que arrojándolos al infierno los entregó a prisiones de oscuridad, para ser reservados al juicio; a diferencia el hombre, Heb 2:16  Porque ciertamente no socorrió a los ángeles, sino que socorrió a la descendencia de Abraham y esto porque a pesar de su condición de pecado, vive dentro de una naturaleza que UN DÍA MORIRÁ y con ello, EL ALMA, SER,  EXISTENCIA O ESENCIA DEL HOMBRE REDIMIDO, perdonado y santificado, SERÁ LIBERADA Y RECIBIDA en una naturaleza de Eternidad, sencillamente porque la muerte nos hace CANDIDATOS, al perdón divino, Heb 9:22  Y casi todo es purificado, según la ley, con sangre; y sin derramamiento de sangre no se hace remisión. Y esto por medio de la Sangre de Jesucristo, Efe 1:7  en quien tenemos redención por su sangre, el perdón de pecados según las riquezas de su gracia.

Al ser derrotados en sus rebelión, La gran mayoría de estos seres angelicales que no guardaron su posición o dignidad, fueron encerrados en prisiones de oscuridad, esperando el juicio del gran día de la ira de Dios, Jud 1:6  Y a los ángeles que no guardaron su dignidad, sino que abandonaron su propia morada, los ha guardado bajo oscuridad, en prisiones eternas, para el juicio del gran día; y algunos por causas, que solo el Altísimo sabe fueron dejados, sobre esta tierra, incluyendo al incitador de toda esta rebelión, “El Querubín protector”, hoy diablo y satanás, únicamente limitados en esta tierra por la voluntad divina. 1Co 10:13  No os ha sobrevenido ninguna tentación que no sea humana; pero fiel es Dios, que no os dejará ser tentados más de lo que podéis resistir, sino que dará también juntamente con la tentación la salida, para que podáis soportar. Esta es nuestra gran ventaja.

Iglesia Central, Martes, 17 de enero 2017

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.