Ir a la barra de herramientas

Las manipulaciones del general Joab

Tema 9

2Sa 14:22  Y Joab se postró en tierra sobre su rostro e hizo reverencia, y después que bendijo al rey, dijo: Hoy ha entendido tu siervo que he hallado gracia en tus ojos, rey señor mío, pues ha hecho el rey lo que su siervo ha dicho. 

En estos versículos, Podemos ver parte de las injerencias del general Joab en muchas de las decisiones, inclusive familiares del rey David; de hecho estas injerencias en la toma de decisiones y acciones de parte del rey,  se van a ir agravando cada vez más, hasta un punto tan crítico para David, en donde Joab se convertirá literalmente en un hombre totalmente insubordinado a la voluntad del rey.

El pecado de David con Betzabé, marcó un antes y un después en la vida de rey, pues todo el avance de la vida y el reino del rey David se detuvieron, conforme al dicho de Jehová, 2Sa 12:8  y te di la casa de tu señor, y las mujeres de tu señor en tu seno; además te di la casa de Israel y de Judá; y si esto fuera poco, te habría añadido mucho más. Mas sin embargo después de su adulterio con la mujer de Urías, sufrió muchas decepciones y perdidas familiares, en la guerra las cosas nunca volvieron a ser como antes y en cuanto a su reino sufrió traiciones y abandonos pues  perdió el favor de muchos de sus siervos y de gran parte de su pueblo.

NO se puede decir que Joab fue parte de los renombrados valientes de David, porque interesantemente no  aparece en la lista de honor que la Biblia nos dá de ellos y esto a pesar de que Joab, era el general del ejército de David, curiosamente en este listado de honor, sí aparecen los dos hermanos menores de Joab, Abisai (2 Sam. 23; 18) y Asael (2 Sam. 23; 24) e inclusive su escudero, (2 Sam. 23;37), pero no Joab, y esto posiblemente por su forma de ser y actuar con el rey David, ya que en algún momento se llegó a convertir en un verdadero problema para la autoridad del rey David.

Son notables en la historia bíblica, los graves problemas de la falta de sujeción, hacia el rey David de parte del general del ejército Joab y esto siempre como una consecuencia directa de la pérdida de  autoridad de David, por causa del mal ejemplo de su pecado con Betzabé. Parece que Joab en el pecado de David, encontró como una excusa para NO sujetarse al rey, ya que Joab había participado directamente en el asesinato de Urías, 2Sa 11:14  Venida la mañana, escribió David a Joab una carta, la cual envió por mano de Urías. 2Sa 11:15  Y escribió en la carta, diciendo: Poned a Urías al frente, en lo más recio de la batalla, y retiraos de él, para que sea herido y muera. 2Sa 11:16  Así fue que cuando Joab sitió la ciudad, puso a Urías en el lugar donde sabía que estaban los hombres más valientes. Esto ponía de una manera directa en una gran desventaja a David, pues Joab había ayudado a que David consumiera su pecado.

Aunque realmente Joab y los demás hombres de su ejército, nunca habían sido sencillos ni fáciles de controlar, más  sin embargo David, siempre tuvo la suficiente autoridad, sobre ellos para sujetarlos y controlarlos, 1Sa 24:4  Entonces los hombres de David le dijeron: He aquí el día de que te dijo Jehová: He aquí que entrego a tu enemigo en tu mano, y harás con él como te pareciere. Y se levantó David, y calladamente cortó la orilla del manto de Saúl.  1Sa 24:5  Después de esto se turbó el corazón de David, porque había cortado la orilla del manto de Saúl. 1Sa 24:6  Y dijo a sus hombres: Jehová me guarde de hacer tal cosa contra mi señor, el ungido de Jehová, que yo extienda mi mano contra él; porque es el ungido de Jehová. 1Sa 24:7  Así reprimió David a sus hombres con palabras, y no les permitió que se levantasen contra Saúl. Y Saúl, saliendo de la cueva, siguió su camino. Aquí podemos ver como David controla la presión de sus hombres, para que mate al rey Saúl, pero David tiene la suficiente autoridad para sujetarlos.

Pero hoy, después del pecado de David con Betzabé, las cosas han cambiado radicalmente y podemos ver que su mismo general se vuelve un manipulador de las decisiones de David y aquí podemos ver un ejemplo claro; David simplemente no quiere ver a Absalón por el crimen que cometió contra su hermano Amon; sin embargo Joab va a ser que la decisión del rey sobre este asunto cambie, pero esto solo es el ejemplo de lo que realmente estará pasando, a partir del pecado del rey, pues el general Joab se volverá un incontrolable manipulador de las órdenes del rey David y ya no podrá contenerlo, ni sujetarlo, o sea literalmente el mismo David queda expuesto a las manipulaciones de Joab. 2Sa 14:19  Y el rey dijo: ¿No anda la mano de Joab contigo en todas estas cosas? La mujer respondió y dijo: Vive tu alma, rey señor mío, que no hay que apartarse a derecha ni a izquierda de todo lo que mi señor el rey ha hablado; porque tu siervo Joab, él me mandó, y él puso en boca de tu sierva todas estas palabras. Notemos que Joab manipula al rey atraves de esta mujer, sobre algo que realmente él no quiere hacer y sin embargo lo termina haciendo, de acuerdo a lo que Joab desea, 2Sa 14:21  Entonces el rey dijo a Joab: He aquí yo hago esto; vé, y haz volver al joven Absalón. 2Sa 14:22  Y Joab se postró en tierra sobre su rostro e hizo reverencia, y después que bendijo al rey, dijo: Hoy ha entendido tu siervo que he hallado gracia en tus ojos, rey señor mío, pues ha hecho el rey lo que su siervo ha dicho.  David realmente   no quería que Absalón volviera, porque el daño que Absalón había hecho a la familia, era  algo terrible, que había dejado una herida mortal en el corazón de David y su familia, sin embargo por la manipulación del general Joab, simplemente Absalón, vuelve.

Pero sabemos  que el regreso de Absalón nunca fue una voluntad definida del corazón de David, a pesar de que deseaba ver a su hijo, 2Sa 13:39  Y el rey David deseaba ver a Absalón; pues ya estaba consolado acerca de Amnón, que había muerto. A pesar de que el rey David,  al final se consoló de alguna forma por la muerte de Amnón a manos de Absalón, pareciera como que nunca estuvo bien seguro si el regreso de Absalón fuese lo mejor  y esto lo podemos ver, en que a pesar de que David permitió  el regreso del príncipe Absalón  no lo restituyó en la corte, ni le devolvió sus derechos de príncipe; de hecho en dos años David, no quiso verlo,  2Sa 14:28  Y estuvo Absalón por espacio de dos años en Jerusalén, y no vio el rostro del rey.  Y esto era por el daño causado, pues recordemos que mató a su propio hermano, justa o injustamente, pero el asunto es que  había causado un daño irreparable a la familia, dominado por el impulso de su enojo y la ira y una persona así, DEFINITIVAMENTE NO es confiable y el hecho de que David no quiera verlo,  de alguna manera es comprensible.

Sin embargo al cabo de esos dos años, Absalón busco a Joab, para poder ver al rey de nuevo y esto era porque Absalón de alguna forma sabía de la influencia que Joab tenía sobre las decisiones del rey David, 2Sa 14:32  Y Absalón respondió a Joab: He aquí yo he enviado por ti, diciendo que vinieses acá, con el fin de enviarte al rey para decirle: ¿Para qué vine de Gesur? Mejor me fuera estar aún allá. Vea yo ahora el rostro del rey; y si hay en mí pecado, máteme. Y podemos ver una vez más el poder manipulador de Joab, sobre las decisiones del rey y haciendo que el rey reciba de nuevo a Absalón, 2Sa 14:33  Vino, pues, Joab al rey, y se lo hizo saber. Entonces llamó a Absalón, el cual vino al rey, e inclinó su rostro a tierra delante del rey; y el rey besó a Absalón.

Todo este asunto se puede ver normal, pero no lo es, pues el que Joab incite a David a tomar decisiones familiares, manifiesta el poder manipulador del general sobre la vida del rey.

David fue duramente golpeado en su autoridad por su pecado con la mujer de Urías y todo esto también es parte del mismo problema; de hecho que esta situación con el general Joab, va a ir acrecentándose hasta llegar a un nivel incontrolable e incómodo para el rey David.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.