Ir a la barra de herramientas

Viniendo a la memoria de Dios

Stg 1:2  Hermanos míos, tened por sumo gozo cuando os halléis en diversas pruebas,

La petición del apóstol es para nuestro pensar un poco extraña, pues generalmente entendemos que la prueba lo que produce es tristeza en la vida de los hombres,  mas sin embargo esa es la mala comprensión que nosotros tenemos acerca del gozo, pues lo relacionamos con la alegría, sin embargo el gozo no tiene nada que ver con la alegría, ni tampoco con la tristeza, el gozo es la sensación de satisfacción que viene cuando uno ha hecho lo correcto. Hch 5:40  Y convinieron con él; y llamando a los apóstoles, después de azotarlos, les intimaron que no hablasen en el nombre de Jesús, y los pusieron en libertad. Hch 5:41  Y ellos salieron de la presencia del concilio, gozosos de haber sido tenidos por dignos de padecer afrenta por causa del Nombre.

La causa del gozo, del que nos habla el apóstol Stg 1:2  Hermanos míos, tened por sumo gozo cuando os halléis en diversas pruebas, NO es porque tengamos la prueba en sí, sino porque la prueba manifiesta que Venimos a la menoría de Dios,  Sal 8:3  Cuando veo tus cielos, obra de tus dedos, La luna y las estrellas que tú formaste, Sal 8:4  Digo: ¿Qué es el hombre, para que tengas de él memoria, Y el hijo del hombre, para que lo visites? Esto de venir a la memoria de Dios y esta visita esta relacionada al hecho de que Dios se acordó para perfeccionarle y coronarle de gloria y honra, Sal 8:5  Le has hecho poco menor que los ángeles, Y lo coronaste de gloria y de honra. Sal 8:6  Le hiciste señorear sobre las obras de tus manos; Todo lo pusiste debajo de sus pies: el propósito de venir a la memoria de Dios es perfeccionarnos  para hacernos heredar Job 7:17  ¿Qué es el hombre, para que lo engrandezcas,( o lo quieras engrandecer) Y para que pongas sobre él tu corazón, (pensamiento) Job 7:18  Y lo visites todas las mañanas, Y todos los momentos lo pruebes? Venir a la memoria de Dios es todo un honor, saber que Dios ha dicho tu nombre, pero esto trae un precio que hay que pagar.

Dios se acordó de uno de los hombres más justos del antiguo testamente, su siervo Job, del cual la misma Biblia da testimonio de lo recto que este hombre era, Job 1:1 Hubo en tierra de Uz un varón llamado Job; y era este hombre perfecto y recto, temeroso de Dios y apartado del mal.

La prueba de Job no tiene nada que ver el pecado, pues la Biblia nos da testimonio de que Job era una de los tres hombres más justos del Antiguo Testamento, Eze 14:14  si estuviesen en medio de ella estos tres varones, Noé, Daniel y Job, ellos por su justicia librarían únicamente sus propias vidas, dice Jehová el Señor. Es un hecho que lo que le venía al pueblo de Israel en su marcha por el desierto y atraves de toda su historia, generalmente eran consecuencias por las malas aptitudes pecaminosas de este pueblo; pero la “calamidad” o prueba de Job, es por causas totalmente diferentes  pues claramente se denota una y otra vez que Job era un hombre de un testimonio muy elevado delante de Dios, Eze 14:19  O si enviare pestilencia sobre esa tierra y derramare mi ira sobre ella en sangre, para cortar de ella hombres y bestias, Eze 14:20  y estuviesen en medio de ella Noé, Daniel y Job, vivo yo, dice Jehová el Señor, no librarían a hijo ni a hija; ellos por su justicia librarían solamente sus propias vidas.

A diferencia de las pruebas, calamidades o dificultades de mucha gente que en su mayoría, son los resultado de conductas pecaminosas; el caso de Job es diferente pues el testimonio de Dios, con respecto a este hombre es admirable, Job 1:1   Hubo en tierra de Uz un varón llamado Job; y era este hombre perfecto y recto, temeroso de Dios y apartado del mal.

Entonces es aquí donde surge un pregunta necesaria, ¿entonces si Job era tan justo, porque le vino la prueba? Y la respuesta es sencillamente clara, porque vino a la memoria de Dios, Job 1:8  Y Jehová dijo a Satanás: ¿No has considerado a mi siervo Job, que no hay otro como él en la tierra, varón perfecto y recto, temeroso de Dios y apartado del mal? Note que no es satanás el que menciona a Job sino Dios mismo es el que provoca a Satanás, mencionándole no solo el nombre de Job, sino tambien su rectitud, lo cual provoca a Satanás,  Job 1:9  Respondiendo Satanás a Jehová, dijo: ¿Acaso teme Job a Dios de balde? Job 1:10  ¿No le has cercado alrededor a él y a su casa y a todo lo que tiene? Al trabajo de sus manos has dado bendición; por tanto, sus bienes han aumentado sobre la tierra. Job 1:11  Pero extiende ahora tu mano y toca todo lo que tiene, y verás si no blasfema contra ti en tu misma presencia. No es Dios cediendo al gusto de tentador, es Dios cumpliendo su propósito y voluntad atraves del tentador, Job 1:12  Dijo Jehová a Satanás: He aquí, todo lo que tiene está en tu mano; solamente no pongas tu mano sobre él. Y salió Satanás de delante de Jehová.

El que Dios nos conozca, 1Co 8:3  Pero si alguno ama a Dios, es conocido por él. y más que mencione nuestro nombre como ejemplo de rectitud, es el más grande honor, que como seres humanos podríamos tener, pero esto también traerá conflictos graves de dolor, en la vida natural de Job, pues va a ser probado de tres formas:

  1. Perdida de bienes y familia.
  2. Perdida de su salud
  3. Perdida de su reputación

A partir de este momento, cuando Dios lo menciona, las cosas para Job se pondrán realmente difíciles, pero este será el precio de venir a la memoria de Dios y de ser conocido por ÉL, es un precio muy alto que Job tendrá que pagar, pero que al final tendrá resultados eternos en la vida de este gran hombre de fe.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.